domingo, 29 de diciembre de 2013

Crítica Cristal Oscuro

Con las fiestas navideñas y el tiempo libre hasta el día 8 como que el cerebro no esta por la labor de estar muy activo por estos lares. Pero ¿qué demonios? me apetece hacer una critica digna de una de esas películas que se suelen estrenar en vacaciones. 
Suponiendo que el titulo de la película os suene más bien al programa infantil "La bola de cristal", el único parentesco que tienen ambos son el uso de marionetas, los años 80 y la palabra cristal en el titulo. Y no me refiero a drogas (gracias a Dios), porque con las pintas que llevaba Alaska, y aquellas marionetas sacadas de la mismísima caja de Pandora, era para preguntarse qué se metían todos. Dios sabe que no me toco vivir esa época, porque la verdad, me hubiera gustado haber tenido de referente infantil a Olvido y no a Leticia Sabater.



Volviendo al tema que nos concierne, "Cristal Oscuro" es una película del genero fantástico del año 1982, dirigida por el grandioso Jim Hensonmás conocido por ser el creador de los Muppets o también conocidos como los "Teleñecos", y dirigir la que considero una de mis películas favoritas: Dentro del laberinto.
La película aunque protagonizada por marionetas, no es tan apta para niños como aparenta. A diferencia de "Dentro del laberinto", "Cristal Oscuro" esta dirigida para adultos por su compleja trama, en el que los Skekses, los malos de la película, son personificados como unos seres físicamente perturbables, y con tendencias un tanto sádicas, en el que aparecen torturando a unas pequeñas criaturas llamados "Podlin" con un rostro similar a una patata (literalmente los responsables se basaron en patatas para crearlos) para extraerles su esencia vital y rejuvenecer, o asesinar a una raza entera de "Gelflins" para asegurarse de que su reinado de mal continúe. Entre otras cosas que hacen de esta película algo oscura a pesar de la inocencia de los personajes principales.

Los Skekses alrededor del Cristal Oscuro
En otro mundo, en otro tiempo... En la época de la fantasía... habitaban el mundo unos seres llamados Urskeks, que vivían en paz y armonía... Hasta que uno de ellos dañó el centro de su mundo, su más preciado tesoro: el Cristal Oscuro. Su mundo cambió a partir de ese momento. Los Urskeks se dividieron en dos razas, los sabios Místicos, que viven en continua meditación apartados de la sociedad, y los malvados Skekses, quienes reinan sobre la tierra, dominando a todas las razas con su crueldad. Místicos y Skekses viven interconectados: cada uno de ellos tiene una contrapartida en la raza opuesta. Así, cuando un Místico sufre una herida su Skekses correspondiente recibe el mismo daño, y cuando muere un Skekses muere un Místico del mismo modo, y viceversa.
La película comienza cuando se han cumplido mil años desde la rotura del cristal y sólo quedan diez miembros de cada raza dominante. Según una profecía, cuando se produzca una conjunción de los tres soles de este mundo, un Gelflin completaría el Cristal Oscuro, reparando así la caótica sociedad reinante. Por eso los Skekses exterminaron a todos los Gelflins. Al principio de la película se revela que queda un solo Gelflin, Jen, que fue adoptado por los Místicos, quienes le enseñaron toda su sabiduría, y al que encargan la tarea de juntar el cristal.
Jen, el protagonista del film

Algo de la película que tengo que destacar a la fuerza es a "Fizgig" el "perro" de uno de los personajes, al igual que "Los Zancudos", criaturas que se les ocurrieron durante la planificación de la película, que sin quererlo me recuerdan a ácaros mutados con arañas gigantes.
Fizgig es una extraña perversión de perro sacado de una "Koosh ball" en el que solo se le ven los ojos y una pedazo boca de mucho cuidado, con la dentadura de un tiburón. Es capaz de meter hasta miedo al protagonista con su ladrido infernal (y por qué no, hasta al espectador más despistado), a pesar de esas características es un perrete un poco cagadete.

Ven, que te voy a meter un ñasco hasta el alma


A pesar de la crudeza de algunos aspectos de la historia, no deja de ser una de esas películas de los 80 que aunque pase un poco desapercibida a día de hoy (no tanto como cuando se estreno), es digna de alabación. Su compleja elaboración, tanto por las marionetas y las criaturas, como por los escenarios, hacen de "Cristal Oscuro" una de esas películas de culto que merecen la pena ver, al menos para darnos cuenta de que a pesar de la época en la que se hizo (planificándose desde los años 70), hoy en día es muy difícil que veamos una película de las mismas características. Más que por el coste para poder llevarla a cabo, es sino el tiempo que se tarda en crear este tipo de películas. A pesar de que la magia de la era digital haya creado películas grandiosas, (que al igual se han tardado años en planificarse), este tipo de films han dejado huella para el resto de la historia del cine, que la era digital no podrá nunca superar.

El emperador de la tétrica raza "Skekse"



Argumento sacado de: Wikipedia

3 comentarios:

Kassiopea. dijo...

Yo sí que veía la bola de cristal, no sabes lo que te perdiste.

Anni dijo...

Culpale a la época en la que me toco nacer xD

Boris dijo...

Interesante reseña, ahora mismo no recordaba la peli aunque puede que alguna vez hace tiempo la viese, no se decirte. Este tipo de cine de películas fantásticas de los 80 nos gustaban a todos

Te deseo un feliz 2014 Anni :)